25.4.17

Si tenemos el valor y nos unimos no podemos perder la lucha

¿QUÉ ESTÁ PASANDO EN LA TIERRA?                                  


Suponed que todo lo que sabéis no solamente es falso sino que se trata de un montón de mentiras cuidadosamente orquestadas.
Suponed vuestra alma llena de falsedades –sobre vosotros mismos, sobre la historia, sobre el mundo alrededor vuestro- implantadas en vuestro espíritu como para adormeceros en vuestra satisfacción. De esa manera, vuestra libertad es una ilusión
Vosotros sois un peón en una conspiración y vuestra función es la de la víctima pasiva de un engaño; eso, si tenéis suerte.
 Charles Paul Freund, ’If History is a Lie: America’s Resort to Conspiracy Thinking’ (The Washington Post, 19 de enero de 1992)

En abril de 2011 publiqué, por primera vez, la apasionante entrevista a Marcel Messing
Se trata de un largo texto, que se realizó con motivo de la publicación -en 2006 – del libro de Messing, escrito originalmente en holandés, titulado “WWW-Worden wij wakker?”  que traducido al castellano significa ¿Vamos a despertarnos? Un título con un guiño particular, ya que las W de las iniciales de las tres palabras en holandés, forman www, el acróstico de World Wide Web, que alude a Internet.
Considero que, a pesar de los años transcurridos, esta entrevista puede ser del máximo interés, ahora que cada vez más personas se preguntan: ¿qué está pasando en el mundo?

¿Quién es Marcel Messing?
Marcel Messing (La Haya 1945) estudió antropología, filosofía y religiones comparadas. 
Es considerado el prototipo de hombre del Renacimiento: historiador, poeta, es autor de 25 libros y numerosos artículos, que han sido traducidos a diversos idiomas. Fue profesor de los cursos de educación superior profesional de la Biblioteca Filosófica Hermética de Ámsterdam. Da conferencias en diversos países, y es conocido por su síntesis de la sabiduría oriental y occidental. Vivió en los Pirineos franceses durante 11 años, donde realizó investigaciones sobre los cátaros.

24.4.17

Una experiencia que para encontrarse no debe buscarse

LA TRISTE OBLIGACIÓN DE APARENTAR SER FELIZ          


La persecución de la felicidad es tal vez el mayor cliché cultural que nos acecha: las imágenes de sonrisas desbordadas que deambulan en las redes sociales, los grandes hits musicales diseñados para celebrarla, los épicos finales felices de Hollywood, los libros de auto-ayuda, las sectas semi-místicas y los coloquios ‘superacionales’ orientados a ayudarte a alcanzar esta experiencia. En internet cada vez son más populares los instructivos, consejos o rutas para ser feliz –incluso aquí hemos publicado textos como “Estos son los hábitos de las personas verdaderamente felices” o “La atención presente es la clave de la felicidad”. Sobrados son los ejemplos que tenemos de esta búsqueda masiva –por cierto aprovechada hábilmente por el mercado bajo la promesa de que, si consumes, alcanzaras dicho estado. Pero, ¿qué es la felicidad?, ¿existe?, y en caso afirmativo, ¿es algo que puede ‘conseguirse’? 

Disertar sobre la probable naturaleza de la felicidad sería tarea larga, polémica e inevitablemente imprecisa, quizá porque está diseñada para vivirse y no para describirse o demostrarse. Pero, en todo caso, ya lo intentamos alguna vez hace un par de años, en el texto “Es probable que alcanzar la felicidad sea algo imposible”. Independientemente de esto, la ansiedad cultural por ser feliz resulta un tanto nefasta, en parte por que la felicidad no debiera considerarse como una ‘obligación’, como un criterio para determinar la riqueza de una existencia en particular y ni siquiera debiera de postularse como un objetivo de vida. 

21.4.17

Aprender a escucharnos para saber lo que realmente queremos

HÁGASE NUESTRA VOLUNTAD                                   
Como humanos que somos siempre han querido que hagamos la voluntad de alguien, sea de un dios menor o de un dictador cualquiera, sea por manipulación o por imposición, pero han pretendido que la masa de gente siga los dictados que a otros convenían para sus propios fines.

Rara vez hacemos nuestra voluntad, porque el sistema se encarga de imponernos la suya procurando cubrir todos los frentes para que nadie se salga de lo establecido, del cerco marcado y amurallado donde pasta el rebaño. El sistema marca el paradigma, siendo el libre albedrío y la voluntad individual una ilusión engañosa donde creemos hacer nuestra voluntad, cuando la realidad es que elegimos entre el acotado margen que el sistema permite con el espejismo de perseguir deseos que tomamos como ejercicio de voluntad.

La mayoría trabaja en lo que puede para ganarse el sustento, no en lo que quiere. Nuestras decisiones, intenciones y propósitos se tienen que adaptar al sistema imperante, el cual nos condicionan de tal manera desde la escuela y la sociedad que incluso nos creemos que hacemos lo que queremos cuando solo hemos sido programados para hacer lo que nos marcan o elegir entre lo que nos permiten. Hasta nuestros gustos y aficiones vienen siendo condicionados por el ambiente que nos envuelve. Pero rara vez ejercemos una voluntad libre, genuina y verdadera.

20.4.17

Impulsos electrónicos que jamás resolverán los problemas de la especie.

LAS  BASES RELIGIOSAS DE LOS SEÑORES DEL DINERO    

     
En el análisis del mundo globalizado, tomamos un modelo de interpretación de la globalización en forma de cubo con caras, aristas y vértices, elementos que se interrelacionan y generan las distintas tendencias de la Globalización. Sobre ese cubo, sobre la cara que representa a los "beneficiarios de la globalización" se sitúa un tronco de pirámide en el que están organizados jerárquicamente. En la cúspide de ese tronco de pirámide se sitúan unos principios que rigen todo el conjunto.

Antes hemos dicho que la pirámide situada sobre la cara del cubo que representa a los beneficiarios de la Globalización no es tal porque en la cúspide no se sitúan personas, sino una doctrina muy concreta. Esa doctrina es la que inspira a todo el conjunto. En el Egipto antiguo, la cúspide de la pirámide estaba radicalmente diferenciada del resto de la misma hasta convertir lo que estaba bajo ella en un tronco de pirámide, tal como el que hemos enunciado. A la pirámide real situada en la cúspide se le llamaba "piramidión" o  "piramidón" y era una pieza homogénea, tallada en un solo bloque que frecuentemente se recubría de oro o de algún otro metal noble o aleación de ellos. Se decía que ése era el lugar donde se posaba Amón-Ra en tanto que punto de encuentro entre el Cielo y la Tierra.

En nuestro modelo representativo de la Globalización el "piramidión" se sitúa en la parte superior. Es completamente inmaterial: se sitúa no tanto en el mundo platónico de las ideas como en el mundo de la psicología. Representa un conjunto de ideas que se hipostatizan en las distintas élites beneficiarias de la globalización que hemos analizado ya en el capítulo anterior. Les imbuyen valores, objetivos y mecanismos mentales hasta el punto de que podemos afirmar que los beneficiarios de la Globalización han sido esculpidos por tales valores, son éstos los que les han dado forma y quienes están presentes en cada uno de sus actos, como si se tratara de valores religiosos. De hecho, constituyen una nueva religión, con sus dogmas, sus mandamientos, sus sumos sacerdotes, su jerarquía, sus letanías (o mantras) y todo aquello que se encuentra en cualquier construcción religiosa. Ésta es otra, sólo que invertida (luego, en la conclusión, volveremos a este orden de ideas).

19.4.17

¿Cómo estar seguros si tenemos fuertes dificultades perceptivas?

¿Y SI NADA FUERA REAL?                                                                      

Después de muchos enfrentamientos y argumentaciones, las teorías mal llamadas “conspiranoicas” parecen haber obtenido su lugar en la red, mezcladas con el escepticismo, las ofertas de sexo y los intentos de fraude. Pero que sucedería si, de pronto, descubriéramos que esto TAMPOCO es verdad.


En mi caso particular, las dudas acerca del vivir normalmente surgieron en mi juventud, desafiando al sistema y sus creencias religiosas. Podría decirse que nací con una idea diferente del mundo que me impidió compartir muchos juegos de niños a favor de mis viajes mentales a mundos desconocidos.

Esa predisposición innata y las posteriores incursiones profundas en logias y sectas ocultistas, me abrieron todo un mundo que el común de la gente ignoraba. Por qué un adolescente de doce años leía a Freud y Jung en vez de jugar fútbol, o un ejecutivo de una multinacional invertía sus tardes, hasta muy entrada la noche, en reuniones secretas, es algo que yo nunca me pregunté… lo hice sin parpadear.

Pero ahora, todo esto parece  haber salido a la luz y en las redes sociales se discute nada menos que sobre la divinidad de dios o la posible maldad de los que siempre fueron héroes en las películas.

18.4.17

Algo que es legítimo está por encima de algo que es legal

LAS REGLAS DEL JUEGO (9): La Ley                                
Una de las causas de la gran ignorancia en que el público en general se halla con respecto a sus derechos y obligaciones reside en la confusión entre "legal", "legítimo" y "lícito".

Legal, de Legalis Latina, perteneciente a la comprensión, exposición, administración, ciencia y práctica de la ley, como la profesión legal, asesoría jurídica, espacios legales, periódicos, y lo implícito o imputado en la ley.

'Legal' implica propiamente una cosa conforme con u ordenada por la ley; o algo en la forma o según la costumbre de la ley o unido por la ley. Una orden judicial u orden de emisión de cualquier tribunal, con apariencia de legalidad, es un proceso 'legal', sin embargo no tiene el carácter de obligatorio sin su consentimiento, el cual puede ser negado en base a la ley natural o ley de la tierra.

Legítimo o Lícito significa conforme con la ley de la tierra; de acuerdo con la ley, permitido, sancionado, o justificado por ésta, lo cual es lo opuesto al actual 'legal', que se parece más a la letra formal o aparente que a la sustancia, contenido o espíritu de la ley.

'Legítimo' en derecho es un hecho cuya calidad en esencia moral está asegurada.
'Legal' es la antítesis de la equidad, y el equivalente a constructivo.

13.4.17

Establece la condonación de las deudas y amortizaciones por prestamos

LAS REGLAS DEL JUEGO (10): Nesara   

NESARA es el acrónimo para National Economic Security And Reformation Act, o Acta para la Reforma 
de la Economía y la Seguridad Nacional.

En 1993, la Corte Suprema de Estados Unidos dictó sentencia en un juicio promovido por el Sindicato de Agricultores del país, el cual acusaba a los Bancos de abusar y apropiarse con trucos jurídicos fraudulentos de sus terrenos y dinero, estando el propio Gobierno Federal coligado con la Banca Privada.

Había quedado claramente expuesto, demostrado y probado con toda seguridad legal que la normativa seguida por el Gobierno Federal para recaudar impuestos nunca había sido legalmente ratificada dado que no estaba aprobada en un número suficientes de Estados de la Unión, y en consecuencia el amparo legal para recaudar y tratar los impuestos estaba al margen de la legalidad y era un fraude.

Por Unanimidad todos los integrantes de la Corte Suprema de Justicia fallaron a favor del Sindicato de Agricultores. Quedó demostrada la connivencia entre el Gobierno Federal y lo ejecutado por el sistema de la Reserva Federal, entidad privada com atribuciones de emisor de la moneda y de la Titularidad Pública, que juntos han perpetuado un fraude continuado de muchas y variadas maneras contra los ciudadanos.

12.4.17

No hay opción salvo volver a una concepción marcial de la vida

LA INCONSCIENCIA DE OCCIDENTE                                                
      
El siglo XX fue, supuestamente, la centuria de las grandes muertes: muerte del Hombre, fin de la Historia, derrumbe del Comunismo. También, se nos dijo, la pasada centuria fue la del fin del localismo, la agonía de las patrias, la muerte de las naciones. Ni qué decir tiene que todas esas muertes anunciadas fueron mentira.

En realidad el siglo XX fue, como todos los siglos de la Historia, una transición, un devenir. La Historia de los pueblos y de las civilizaciones se parece siempre a un ajetreado andén en la estación de trenes del devenir: andén de idas definitivas, de vestigios y regresos, de incorporaciones. En esa estación nada se detiene del todo, y todos los trenes acaban yéndose. También del siglo XX solemos decir que fue el siglo mortal para el Pensamiento: otra mentira. Y de eso queremos hablar. De las mentiras vertidas sobre muertes anunciadas. Cuando alguien llora por una ida (se nos van, dicen, el Hombre, las Ideologías, la Historia, el Pensamiento), eso significa realmente que alguien quiere prolongar una forma de conciencia, darle todavía carta de naturaleza, otorgarle vigencia, concederle un último espacio para su rescate y reelaboración.

     Las dos Guerras Mundiales, y después la Guerra Fría, más tarde el "Choque de las Civilizaciones", la muerte del sujeto y el fin de la primacía occidental son, todos ellos, los cantos de cisne, las jaculatorias crepusculares de un "Occidente" que se lamenta de sí mismo a la par que va perdiendo la capacidad de pensarse. ¿Por qué pierde esa autoconciencia? Por la sencilla razón de que va perdiendo la capacidad de pensar en general.

     Occidente ya no se ve a sí mismo como Civilización. Para hacerlo, debería contar con una Filosofía, esto es, un "paradigma" que cultivara de manera radical la arqueología e historia de sus propias bases, un marco conceptual que fomentara las raíces comunes que él comparte con otras culturas y civilizaciones.

11.4.17

Cambiar la verdad de la libertad frente a la mentira de la comodidad del sueño

CONTROL MENTAL                                                                      
La televisión, es el espejo donde se refleja la derrota de todo nuestro sistema cultural”. Federico Fellini.

Bienvenidos a LOH, el control mental no es nuevo, todos los que hemos vivido y los que viven fascinados en la mal llamada Teoría de la Conspiración, no les resultará extraño escuchar los nombres : Tavistok, programa MkUltra, Monarca etc.

En 1947 a través de una beca de la Fundación Rockefeller un grupo de eminentes personajes de la Clínica Tavistock, fundada en 1920, forman el Instituto Tavistock de relaciones humanas. El Instituto Tavistock es una institución de caridad de Reino Unido, Inglaterra, supuestamente dedicado al estudio e investigación del comportamiento del grupo humano y su organización. Tavistock se dedica, según dicen, a la educación la investigación y el trabajo de consultoría en ciencias sociales y psicología aplicada.

Ahora bien, la verdadera intención del instituto, es el estudio de la mente en lo particular y en lo general, el propósito es desarrollar métodos para dominar esas mentes con múltiples métodos y programas que van desde la psicología convencional, hasta los programas MK Ultra, Monarca y otros, pasando por el movimiento Nueva Era, la ingeniería social, la neurolingüística, la RMI (Inducción Remota Mental), finalmente llegando a su máxima expresión el programa para la total destrucción de la consciencia humana creando verdaderos zombis que creen cualquier cosa.

10.4.17

Se enriquecen vendiendo el problema y vendiendo la solución

IN-FORMACIÓN
Lo mismo que...
El Banco no es tu amigo.
El Estado no es tu amigo.
...se debe tener muy claro que:
Los Mass Media no están para contarte lo que pasa 
Los Mass Media están para IN-FORMARNOS, esto es, para darnos forma por dentro  (in-Formarnos).
La palabra "información" no es nada inocente.

El que está "bien in-formado" en realidad está diciendo que se ha dejado dar forma por dentro, esto es, que su interior como persona está formado desde fuera.

"Informar" a alguien en realidad es lavarle el cerebro, lo mismo que "hacer pedagogía social" es tratar a adultos como si aún fuesen niños o "tratamiento" es la suma de "trato" ("truco o trato") y "miento".
El que manda paga
Quien paga en una actividad, Manda. Si las cosas no se hacen como quiere, ordena que se cambien. O cierra el chiringuito.

7.4.17

Céntrense en las personas que viven aquí en las circunstancias actuales.

CONFLICTO DE GIBRALTAR: Manipulación para borregos

Lo que hemos visto estos últimos días con el “conflicto” de Gibraltar entre España y el Reino Unido, es una buena muestra de las técnicas de manipulación de masas más tradicionales y antiguas de la historia.


Las intenciones de unos y otros son manifiestas y los beneficios que buscan obtener no pueden presentarse más nítidos para los que tengan los ojos mínimamente abiertos y no estén cegados por la neblina del lavado de cerebro patriotero.

Los amos (los de segundo nivel) vuelven a jugar con nosotros y vuelven a usar los resortes de manipulación más básicos, aquellos que tan bien les han funcionado durante siglos: la patria, la bandera, el himno, la inviolable frontera, la historia gloriosa…

Y buena parte de la masa de borregos adoctrinada (la que no está distraída con chorradas aún más superfluas), está siendo arrastrada a un nuevo pseudo-conflicto prefabricado, del que evidentemente, no sacará ninguna tajada.

Vamos a resumirlo de forma rápida y clara: el presunto roce diplomático que estamos viendo entre España y Reino Unido por Gibraltar, es una patraña, un montaje. Ha sido pactado por ambos bandos y favorece a los intereses de las élites políticas de ambos países, así como a los intereses de las élites corruptas de la Unión Europea.

6.4.17

¿De verdad no tenemos tiempo ni recursos para hacer más en nuestra vida?

DEL ‘CONÓCETE A TI MISMO’ AL ‘EXHÍBETE A TI MISMO’  


La tradición del autoconocimiento, vigente durante varios siglos, se ha convertido hoy en materia prima de la sociedad del espectáculo en que vivimos. 

En nuestra época, el conocimiento y el cuidado de sí han perdido la importancia que habían tenido más o menos desde tiempos de la Antigua Grecia y hasta los días de Sigmund Freud, Carl G. Jung y otros filósofos y pensadores no menos importantes. Durante más de 2 siglos, ambas posturas frente a la existencia –conocerse y cuidarse– habían sido entendidas como elementos imprescindibles en la construcción y consecución de una vida plena. 

De los dos, el cuidado de sí terminó por imponerse sobre el conocimiento de sí, pero bajo una forma muy específica: capturado por el capitalismo. Ahora y desde hace algunas décadas, el cuidado de sí se ha confundido con el cuidado personal, y por todos lados se nos insta a cuidar de nuestra salud, de nuestro cuerpo, de nuestra apariencia, pero no libremente, sino en el marco específico del consumo, con mercancías producidas específicamente para dicho fin y, en última instancia, para convertir nuestra propia salud, nuestro cuerpo y nuestra apariencia en mercancías expuestas en el aparador global del capitalismo contemporáneo.

Ciertos discursos nos invitan a tomar agua, a comer sanamente, a hacer ejercicio, pero sólo porque eso implica comprar agua, productos pretendidamente saludables o la ropa más adecuada para ejercitarse. ¿Pero es que el agua debe venderse? ¿Es que lo saludable sólo existe una vez procesado, empaquetado y etiquetado bajo ese calificativo? ¿El ejercicio sólo es posible realizarlo con determinados tenis y playeras que disipan tecnológicamente el sudor? Y una vez que entramos en ese estilo de vida, ¿no tendemos a convertirnos nosotros mismos en productos de esas marcas?